/ martes 11 de junio de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

En fiestas de Durango, Maluma y Julión, dos cantantes machistas

Las letras machistas, sexistas o misóginas están presentes en la música de habla española pero también las hay en inglés; aunque las segundas no mucha gente se da cuenta de lo que dicen. O tal vez ni en español sabemos lo que cantamos y bailamos.

¿Por qué importan las canciones? Porque la música es el lenguaje universal y los cantantes admirados por muchas personas envían un mensaje que fomenta el machismo, la denigración de la mujer o naturalizan la violación, ya que hablan de forzarla a tener relaciones sexuales, o la promiscuidad, y la aceptación de las mujeres a situaciones como las que dice Maluma en la siguiente letra:

“Estoy enamorado de cuatro babies

Siempre me dan lo que quiero

chingan cuando yo les digo

ninguna me pone pero” .

Julión Álvarez discrimina a la mujer al grado que sólo le reconoce valor cuando realiza labores del hogar: “…me agrada que les guste agarrar un trapeador, porque puede estar hermosa y ser buena para lo que sea, pero si no tiene ese detalle, pues para mí no sirve”.

Estos dos, Maluma y Julión Álvarez, estarán en las fiestas de la ciudad y ellos al igual que otros cantantes expresan mensajes que ven como “cosas” a las mujeres e incitan a la violencia contra ellas.

Tanto letras como imágenes de estas canciones hacen apología de la violencia hacia las mujeres porque las describen como meros cuerpos sin valor, intercambiables y absolutamente disponibles al servicio del deseo sexual ilimitado de sus autores. O fácilmente asesinadas como las representa Gerardo Ortiz.

No sólo Maluma y Julión promueven estos pensamientos contra las mujeres, en todos los géneros musicales en esta época en que otra parte de la población buscamos la igualdad entre mujeres y hombres y esta búsqueda tiene que ser acompañada por todos los mensajes que se envían en todos los medios de comunicación, incluyendo la música.

No hay razón para defender el reguetón y los otros géneros alegando la libertad de expresión, ya que la libertad de expresión tiene sus límites.

Así encontramos personas que bailan al son de estas canciones sin percatarse de los mensajes machistas y en algunos casos misóginos que envían a través de sus letras.

Como lo dije antes, no son nada más Maluma y Julión, también Calibre 50 tiene lo suyo:

“Te estoy engañando con otra

aquí estoy ya en el hotel

y ya le quité el pantalón

y los calzones también

esta re’buena la plebe

el cuerpo lo tiene al 100”


Daddy Yankee ‘en la cama’:

“A ella le gusta que le den duro y se la coman

A ella le gusta que le den duro y se la coman

Y es que yo quiero la combi completa

¡Qué! chocha, culo y teta”.


La española Silvia Martínez, profesora de la Escuela Superior de Música (Esmuc) y de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) desgrana las diferentes aristas de esta polémica. Sin duda, dice, la letra de la canción es abiertamente machista y denigra a las mujeres. El problema, indica, es que no es la única que lo hace, ya que el lenguaje sexista se encuentra en muchas otras composiciones que por diferentes motivos pueden haber pasado más desapercibidas, como las canciones en inglés que las bailan los jóvenes y que en muchos casos ni siquiera entienden la letra.


Jiggy Drama ‘contra la pared’:

“Si sigues en esta actitud voy a violarte,

hey que comienzo contigo y te acuso de violar la ley

así que no te pongas alzadita

yo sé que a ti te gusta porque estás sudadita”.

Otras y otros cantantes no tan actuales también han cantado música sexista, machista y misógina como Julio Iglesias, Pimpinela, entre otros, donde sus canciones no son del género más criticado como es el reguetón, y otros muchos como Luis Miguen hablan de “la incondicional, la que no espera nada…", “…un hotel, tu cuerpo y un adiós”, “no existe un lazo entre tú y yo, nada de amores, ni juramentos... nada de nada". ¿Realmente hemos “escuchado” las letras de lo que cantamos o bailamos?

“Usa la razón, que la música no degrade tu condición”. Con este lema se lanzó una campaña en Colombia (de donde es originario Maluma) promovida por dos estudiantes.

También en España hubo una manifestación pública y al final Maluma no pudo actuar en ese país, fue a través de la plataforma Change.org más de 12 mil personas firmaron una petición para que se suspendiera la presentación del cantante en el marco de las fiestas de San Antolín, la cual se llevará a cabo el 2 de septiembre de 2018. Esta festividad, parte de la comunidad autónoma de Castilla y León, en España y sí se prohibió a Maluma entrar a ese país.

El colombiano Maluma es el que ha recibido más rechazo en las redes sociales, en Cuba también se prohibió escuchar sus canciones.

Tal vez deberíamos analizar con mucho cuidado lo que escuchamos y lo que vemos, en la búsqueda de esa anhelada igualdad entre hombres y mujeres y no permitir se violente a la mujer.

Las fiestas de la ciudad y la música son fuentes de culturización, dentro de una sociedad que emite mensajes machistas desde la infancia.

En fiestas de Durango, Maluma y Julión, dos cantantes machistas

Las letras machistas, sexistas o misóginas están presentes en la música de habla española pero también las hay en inglés; aunque las segundas no mucha gente se da cuenta de lo que dicen. O tal vez ni en español sabemos lo que cantamos y bailamos.

¿Por qué importan las canciones? Porque la música es el lenguaje universal y los cantantes admirados por muchas personas envían un mensaje que fomenta el machismo, la denigración de la mujer o naturalizan la violación, ya que hablan de forzarla a tener relaciones sexuales, o la promiscuidad, y la aceptación de las mujeres a situaciones como las que dice Maluma en la siguiente letra:

“Estoy enamorado de cuatro babies

Siempre me dan lo que quiero

chingan cuando yo les digo

ninguna me pone pero” .

Julión Álvarez discrimina a la mujer al grado que sólo le reconoce valor cuando realiza labores del hogar: “…me agrada que les guste agarrar un trapeador, porque puede estar hermosa y ser buena para lo que sea, pero si no tiene ese detalle, pues para mí no sirve”.

Estos dos, Maluma y Julión Álvarez, estarán en las fiestas de la ciudad y ellos al igual que otros cantantes expresan mensajes que ven como “cosas” a las mujeres e incitan a la violencia contra ellas.

Tanto letras como imágenes de estas canciones hacen apología de la violencia hacia las mujeres porque las describen como meros cuerpos sin valor, intercambiables y absolutamente disponibles al servicio del deseo sexual ilimitado de sus autores. O fácilmente asesinadas como las representa Gerardo Ortiz.

No sólo Maluma y Julión promueven estos pensamientos contra las mujeres, en todos los géneros musicales en esta época en que otra parte de la población buscamos la igualdad entre mujeres y hombres y esta búsqueda tiene que ser acompañada por todos los mensajes que se envían en todos los medios de comunicación, incluyendo la música.

No hay razón para defender el reguetón y los otros géneros alegando la libertad de expresión, ya que la libertad de expresión tiene sus límites.

Así encontramos personas que bailan al son de estas canciones sin percatarse de los mensajes machistas y en algunos casos misóginos que envían a través de sus letras.

Como lo dije antes, no son nada más Maluma y Julión, también Calibre 50 tiene lo suyo:

“Te estoy engañando con otra

aquí estoy ya en el hotel

y ya le quité el pantalón

y los calzones también

esta re’buena la plebe

el cuerpo lo tiene al 100”


Daddy Yankee ‘en la cama’:

“A ella le gusta que le den duro y se la coman

A ella le gusta que le den duro y se la coman

Y es que yo quiero la combi completa

¡Qué! chocha, culo y teta”.


La española Silvia Martínez, profesora de la Escuela Superior de Música (Esmuc) y de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) desgrana las diferentes aristas de esta polémica. Sin duda, dice, la letra de la canción es abiertamente machista y denigra a las mujeres. El problema, indica, es que no es la única que lo hace, ya que el lenguaje sexista se encuentra en muchas otras composiciones que por diferentes motivos pueden haber pasado más desapercibidas, como las canciones en inglés que las bailan los jóvenes y que en muchos casos ni siquiera entienden la letra.


Jiggy Drama ‘contra la pared’:

“Si sigues en esta actitud voy a violarte,

hey que comienzo contigo y te acuso de violar la ley

así que no te pongas alzadita

yo sé que a ti te gusta porque estás sudadita”.

Otras y otros cantantes no tan actuales también han cantado música sexista, machista y misógina como Julio Iglesias, Pimpinela, entre otros, donde sus canciones no son del género más criticado como es el reguetón, y otros muchos como Luis Miguen hablan de “la incondicional, la que no espera nada…", “…un hotel, tu cuerpo y un adiós”, “no existe un lazo entre tú y yo, nada de amores, ni juramentos... nada de nada". ¿Realmente hemos “escuchado” las letras de lo que cantamos o bailamos?

“Usa la razón, que la música no degrade tu condición”. Con este lema se lanzó una campaña en Colombia (de donde es originario Maluma) promovida por dos estudiantes.

También en España hubo una manifestación pública y al final Maluma no pudo actuar en ese país, fue a través de la plataforma Change.org más de 12 mil personas firmaron una petición para que se suspendiera la presentación del cantante en el marco de las fiestas de San Antolín, la cual se llevará a cabo el 2 de septiembre de 2018. Esta festividad, parte de la comunidad autónoma de Castilla y León, en España y sí se prohibió a Maluma entrar a ese país.

El colombiano Maluma es el que ha recibido más rechazo en las redes sociales, en Cuba también se prohibió escuchar sus canciones.

Tal vez deberíamos analizar con mucho cuidado lo que escuchamos y lo que vemos, en la búsqueda de esa anhelada igualdad entre hombres y mujeres y no permitir se violente a la mujer.

Las fiestas de la ciudad y la música son fuentes de culturización, dentro de una sociedad que emite mensajes machistas desde la infancia.

martes 13 de agosto de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 06 de agosto de 2019

SÍ HAY MUJERES EN DURANGO

martes 30 de julio de 2019

SÍ HAY MUJERES EN DURANGO

martes 23 de julio de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 02 de julio de 2019

Sí hay mujeres en Durango

martes 25 de junio de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

jueves 20 de junio de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 11 de junio de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 04 de junio de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 28 de mayo de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

Cargar Más