/ martes 1 de octubre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

Aún falta mucho para lograr la paridad democrática

En 1953 el mes de octubre, el día 17, se publicó en el Diario Oficial de la Federación el derecho de las mujeres a votar y ser elegidas. A 66 años de distancia las mujeres han logrado ocupar más espacios de decisión, pero aún falta mucho para lograr la paridad democrática.

Ayer inició el mes de octubre que además de ser el de las lunas más hermosas, es el mes en que en 1953 se publicó la reforma que reconoce la ciudadanía a las mujeres mexicanas.

A 66 años de distancia las mujeres han logrado, en la ley, la paridad democrática. no sólo en las cámaras de diputados y senadores sino también en todos los espacios de toma de decisiones de los tres niveles de gobierno y en los 3 poderes.

En la ley, porque en la vida real todavía no se aplica totalmente lo que mandata la Constitución, sí se ha avanzado, pero no lo suficiente para cumplir un 50% de los espacios de poder.

Pero ¿qué situación vivían las mujeres en México antes de 1953? En ese año en que en el mes de octubre el día 17 se publicó en el Diario Oficial de la Federación el derecho a votar y ser elegidas.

El país era gobernado por Miguel Alemán Valdez de 1946 a 1952, posteriormente al presidente Adolfo Ruiz Cortines (1952–1958) le toca pasar a la historia por haber enviado la iniciativa de reconocimiento de la ciudadanía a las mexicanas.

En nuestro estado gobernaba de 1950 a 1956 Enrique Torres Sánchez.

La población de Durango era de 629, 874 personas de los cuales curiosamente eran más hombres que mujeres, 316, 879 y las mujeres eran 312, 995, el (49.7 %).

Recuerde que en 1947 hay una reforma al artículo 115 constitucional donde se reconoce la ciudadanía de las mujeres pero sólo en el ámbito municipal , totalmente ilógica, pero esto abrió camino para que las mujeres aparecieran en los ayuntamientos como sindicas y regidoras.

En esos tiempos en el municipio de Durango sobresale como presidenta municipal interina, en varios lapsos la profesora María Ortega, como regidora 1ª, representando a los maestros y maestras de la sección 44. Presidio el Ayuntamiento, del 27 al 29 de agosto de 1951, del 17 al 22 de marzo de 1952, del 30 de abril al 3 de mayo de 1952 y del 1º. de agosto al 1º. de septiembre de 1952.

En esta época las mujeres empiezan a organizarse para involucrase en la política del país y desde luego en los estados de la República.

Ya en 1953 con la reforma constitucional vuelve a reformarse el artículo 115 de la Constitución , se suprime la frase relativa al voto de la mujer en elecciones municipales, entre otros cambios en otras normas de esos años.

Ya, por iniciativa del presidente Manuel Ávila Camacho se había organizado el Comité Coordinador de Mujeres para la Defensa de la Patria, integrado por mujeres que habían pertenecido al Frente Único pro Derechos de la Mujer. El frente apoyó a “los aliados” y protestan contra el fascismo y a favor de la participación de México a la guerra mundial. Al concluir el conflicto, este grupo se transforma en Bloque Nacional de Mujeres y se retoma la lucha dentro de los límites oficiales.

En esos años, la duranguense Juana Belén Gutiérrez Chávez, feminista, luchadora desde el porfiriato y Concha Michel encabezan el grupo llamado la República Femenina. Esta organización sostenía que el desequilibrio social provenía del triunfo del patriarcado sobre el matriarcado. El problema de la mujer no es sólo de clase sino de género. Consideraciones que todavía están presentes en este siglo XXI.

También Juana Belén Gutiérrez menciono por primera vez en el siglo XX el concepto de género. Sin embargo, los planteamientos del feminismo mexicano moderno, no prosperaron: Concha Michel es expulsada del Partido Comunista y Ana Belén Gutiérrez moriría en la miseria y el olvido.

El país estaba es una etapa de crecimiento económico y la anhelada modernidad. La demanda de fuerza de trabajo femenino se incrementó y cada vez son más mujeres quienes se desempeñan como secretarias, dependientas de comercio, maestras, enfermeras, profesiones típicamente femeninas. Otro sector no prospera y se sostiene como trabajadoras del hogar y la mayoría son amas de casa.

En Durango las primeras mujeres que participaron en la vida política fueron principalmente maestras; en 1941 egresan de la Escuela Normal del Estado: Elena Chávez Vargas, Teresa Camacho Champagne, Ofelia Rosales Dévora, Magdalena Barba Camacho, Josefina Navarrete y María Luisa Butman. Profesión que fue punta de lanza para la participación de las mujeres en Durango y México.

Pero otras más afortunadas como Dolores del Río, se dedican a la actuación, filmo películas dirigida por “El Indio” Fernández y posteriormente por otros personajes, incluso de USA. En estos tiempos la maestra Guadalupe Patoni de Rueda, dirige la Escuela Normal del Estado; las maestras Margarita Estevané y María del Refugio Benítez, se reúnen para integrar el jurado calificador que examina o exenta a egresadas de maestras. Dentro de ellas, María Luisa Medina Oliveros, Catalina Hernández M., Josefina Vidal Tovar, Raquel Vázquez G. Guadalupe Blanco Alfaro, Esperanza Martínez Ávila; Raquel Pimentel Bañuelos, Amparo Díaz, E. Quiñones Manzanera, Balbina Martínez, Esperanza M. Ovalle y Elena Torrijos.

Esto es lo que ocurría antes del reconocimiento de la ciudadanía de las mujeres, la semana que entra le platicaré cómo se reconoció el derecho al voto de las mujeres.

Aún falta mucho para lograr la paridad democrática

En 1953 el mes de octubre, el día 17, se publicó en el Diario Oficial de la Federación el derecho de las mujeres a votar y ser elegidas. A 66 años de distancia las mujeres han logrado ocupar más espacios de decisión, pero aún falta mucho para lograr la paridad democrática.

Ayer inició el mes de octubre que además de ser el de las lunas más hermosas, es el mes en que en 1953 se publicó la reforma que reconoce la ciudadanía a las mujeres mexicanas.

A 66 años de distancia las mujeres han logrado, en la ley, la paridad democrática. no sólo en las cámaras de diputados y senadores sino también en todos los espacios de toma de decisiones de los tres niveles de gobierno y en los 3 poderes.

En la ley, porque en la vida real todavía no se aplica totalmente lo que mandata la Constitución, sí se ha avanzado, pero no lo suficiente para cumplir un 50% de los espacios de poder.

Pero ¿qué situación vivían las mujeres en México antes de 1953? En ese año en que en el mes de octubre el día 17 se publicó en el Diario Oficial de la Federación el derecho a votar y ser elegidas.

El país era gobernado por Miguel Alemán Valdez de 1946 a 1952, posteriormente al presidente Adolfo Ruiz Cortines (1952–1958) le toca pasar a la historia por haber enviado la iniciativa de reconocimiento de la ciudadanía a las mexicanas.

En nuestro estado gobernaba de 1950 a 1956 Enrique Torres Sánchez.

La población de Durango era de 629, 874 personas de los cuales curiosamente eran más hombres que mujeres, 316, 879 y las mujeres eran 312, 995, el (49.7 %).

Recuerde que en 1947 hay una reforma al artículo 115 constitucional donde se reconoce la ciudadanía de las mujeres pero sólo en el ámbito municipal , totalmente ilógica, pero esto abrió camino para que las mujeres aparecieran en los ayuntamientos como sindicas y regidoras.

En esos tiempos en el municipio de Durango sobresale como presidenta municipal interina, en varios lapsos la profesora María Ortega, como regidora 1ª, representando a los maestros y maestras de la sección 44. Presidio el Ayuntamiento, del 27 al 29 de agosto de 1951, del 17 al 22 de marzo de 1952, del 30 de abril al 3 de mayo de 1952 y del 1º. de agosto al 1º. de septiembre de 1952.

En esta época las mujeres empiezan a organizarse para involucrase en la política del país y desde luego en los estados de la República.

Ya en 1953 con la reforma constitucional vuelve a reformarse el artículo 115 de la Constitución , se suprime la frase relativa al voto de la mujer en elecciones municipales, entre otros cambios en otras normas de esos años.

Ya, por iniciativa del presidente Manuel Ávila Camacho se había organizado el Comité Coordinador de Mujeres para la Defensa de la Patria, integrado por mujeres que habían pertenecido al Frente Único pro Derechos de la Mujer. El frente apoyó a “los aliados” y protestan contra el fascismo y a favor de la participación de México a la guerra mundial. Al concluir el conflicto, este grupo se transforma en Bloque Nacional de Mujeres y se retoma la lucha dentro de los límites oficiales.

En esos años, la duranguense Juana Belén Gutiérrez Chávez, feminista, luchadora desde el porfiriato y Concha Michel encabezan el grupo llamado la República Femenina. Esta organización sostenía que el desequilibrio social provenía del triunfo del patriarcado sobre el matriarcado. El problema de la mujer no es sólo de clase sino de género. Consideraciones que todavía están presentes en este siglo XXI.

También Juana Belén Gutiérrez menciono por primera vez en el siglo XX el concepto de género. Sin embargo, los planteamientos del feminismo mexicano moderno, no prosperaron: Concha Michel es expulsada del Partido Comunista y Ana Belén Gutiérrez moriría en la miseria y el olvido.

El país estaba es una etapa de crecimiento económico y la anhelada modernidad. La demanda de fuerza de trabajo femenino se incrementó y cada vez son más mujeres quienes se desempeñan como secretarias, dependientas de comercio, maestras, enfermeras, profesiones típicamente femeninas. Otro sector no prospera y se sostiene como trabajadoras del hogar y la mayoría son amas de casa.

En Durango las primeras mujeres que participaron en la vida política fueron principalmente maestras; en 1941 egresan de la Escuela Normal del Estado: Elena Chávez Vargas, Teresa Camacho Champagne, Ofelia Rosales Dévora, Magdalena Barba Camacho, Josefina Navarrete y María Luisa Butman. Profesión que fue punta de lanza para la participación de las mujeres en Durango y México.

Pero otras más afortunadas como Dolores del Río, se dedican a la actuación, filmo películas dirigida por “El Indio” Fernández y posteriormente por otros personajes, incluso de USA. En estos tiempos la maestra Guadalupe Patoni de Rueda, dirige la Escuela Normal del Estado; las maestras Margarita Estevané y María del Refugio Benítez, se reúnen para integrar el jurado calificador que examina o exenta a egresadas de maestras. Dentro de ellas, María Luisa Medina Oliveros, Catalina Hernández M., Josefina Vidal Tovar, Raquel Vázquez G. Guadalupe Blanco Alfaro, Esperanza Martínez Ávila; Raquel Pimentel Bañuelos, Amparo Díaz, E. Quiñones Manzanera, Balbina Martínez, Esperanza M. Ovalle y Elena Torrijos.

Esto es lo que ocurría antes del reconocimiento de la ciudadanía de las mujeres, la semana que entra le platicaré cómo se reconoció el derecho al voto de las mujeres.

martes 12 de noviembre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 05 de noviembre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 29 de octubre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

miércoles 23 de octubre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 22 de octubre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 08 de octubre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 01 de octubre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 24 de septiembre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 17 de septiembre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

martes 10 de septiembre de 2019

Sí Hay Mujeres en Durango

Cargar Más