/ miércoles 20 de mayo de 2020

Tip...tip...

Si le sirve el dato, el recientemente retirado comandante de la Fuerza Aérea Mexicana, Humberto Lucero Nevárez, es de Santiago Papasquiaro.

El Sol de Durango dio cuenta de un sujeto de nombre Juan "N", que además de golpear a su madre, la amagó con un cuchillo. Eso se llama no tener madre.

Enaltece a Ramón Dávila, el secretario de Desarrollo Económico, enfrentarse a la política del gobierno federal, porque aunque sean de distinto partido, él y el presidente son funcionarios.

En el Ayuntamiento, la bancada de Movimiento Ciudadano anda mal y de malas, le dieron línea para que votaran en contra del uso de suelo para el puente elevado Francisco Villa y a las que votaron a favor les aplicaron la disciplina interna: Marta Palencia perdió la Coordinación de Regidores y la substituyó Marisol Carrillo y a Paulina Monreal le quitaron el Comité Municipal y la sustituyó en calidad de coordinador, Ernesto Aguilar García.

Lo que nos recuerda, otro acto en donde las denuncias por corrupción se las pasan por el arco del triunfo.

El actual juez municipal, con enorme fama de honesto, Mario Pozo Riestra, formalmente denunció que se sostenía en nómina a 10 familiares, 6 de ellos aviadores.

¿Y qué pasó?

Lo de siempre, ¡nada!

Otro político gomezpalatino que trascendió en su ámbito, fue Héctor Valdez Romo, conocido como "El Perico". Fue secretario municipal en la administración del siempre bien recordado Manuel Gamboa Cano.

El largo brazo y la fuerza de Jesús Ibarra Rayas mandó al bote a "El Perico" y a otros, aunque salieron rechinando de limpios.

Como en el caso de Torres Castillo, el entonces jerarca cetemista le hizo un favor porque luego Valdez Romo fue dirigente nacional del Sindicato de la SCT.

Como tal, fue presidente del Congreso del Trabajo, luego diputado federal y ahora disfruta de su jubilación en su tierra gomezpalatina.

Otro gomezpalatino relevante es el magnate notario Octaviano Rendón Arce.

Del grupo del desaparecido y bien recordado Carlos Herrera, fue presidente municipal, dos veces diputado local, en una de ellas coordinador de la bancada priista.

Jorge Herrera Caldera lo metió al bote, en una arbitraria venganza política, sólo porque como notario dio fe de la elección de un dirigente cenecista mal visto por el gobernador de entonces.

Los maestros -hemos dicho- son el sector más protegido del gobierno.

Sus sueldos son decorosos y en algunos casos hasta exorbitantes, esto, además de las muchas prestaciones que tienen, la más reciente, y vaya este dato, el supervisor por 30 años de servicio fue compensado con 3 meses de sueldo, 120 mil pesos.

¿Qué le parece?

Si le sirve el dato, el recientemente retirado comandante de la Fuerza Aérea Mexicana, Humberto Lucero Nevárez, es de Santiago Papasquiaro.

El Sol de Durango dio cuenta de un sujeto de nombre Juan "N", que además de golpear a su madre, la amagó con un cuchillo. Eso se llama no tener madre.

Enaltece a Ramón Dávila, el secretario de Desarrollo Económico, enfrentarse a la política del gobierno federal, porque aunque sean de distinto partido, él y el presidente son funcionarios.

En el Ayuntamiento, la bancada de Movimiento Ciudadano anda mal y de malas, le dieron línea para que votaran en contra del uso de suelo para el puente elevado Francisco Villa y a las que votaron a favor les aplicaron la disciplina interna: Marta Palencia perdió la Coordinación de Regidores y la substituyó Marisol Carrillo y a Paulina Monreal le quitaron el Comité Municipal y la sustituyó en calidad de coordinador, Ernesto Aguilar García.

Lo que nos recuerda, otro acto en donde las denuncias por corrupción se las pasan por el arco del triunfo.

El actual juez municipal, con enorme fama de honesto, Mario Pozo Riestra, formalmente denunció que se sostenía en nómina a 10 familiares, 6 de ellos aviadores.

¿Y qué pasó?

Lo de siempre, ¡nada!

Otro político gomezpalatino que trascendió en su ámbito, fue Héctor Valdez Romo, conocido como "El Perico". Fue secretario municipal en la administración del siempre bien recordado Manuel Gamboa Cano.

El largo brazo y la fuerza de Jesús Ibarra Rayas mandó al bote a "El Perico" y a otros, aunque salieron rechinando de limpios.

Como en el caso de Torres Castillo, el entonces jerarca cetemista le hizo un favor porque luego Valdez Romo fue dirigente nacional del Sindicato de la SCT.

Como tal, fue presidente del Congreso del Trabajo, luego diputado federal y ahora disfruta de su jubilación en su tierra gomezpalatina.

Otro gomezpalatino relevante es el magnate notario Octaviano Rendón Arce.

Del grupo del desaparecido y bien recordado Carlos Herrera, fue presidente municipal, dos veces diputado local, en una de ellas coordinador de la bancada priista.

Jorge Herrera Caldera lo metió al bote, en una arbitraria venganza política, sólo porque como notario dio fe de la elección de un dirigente cenecista mal visto por el gobernador de entonces.

Los maestros -hemos dicho- son el sector más protegido del gobierno.

Sus sueldos son decorosos y en algunos casos hasta exorbitantes, esto, además de las muchas prestaciones que tienen, la más reciente, y vaya este dato, el supervisor por 30 años de servicio fue compensado con 3 meses de sueldo, 120 mil pesos.

¿Qué le parece?

viernes 10 de julio de 2020

Tip...tip...

miércoles 08 de julio de 2020

Tip...Tip...

miércoles 08 de julio de 2020

Tip...tip...

lunes 06 de julio de 2020

Tip...Tip...

miércoles 01 de julio de 2020

Tip...tip...

martes 30 de junio de 2020

Tip...tip...

domingo 28 de junio de 2020

Tip...tip...

viernes 26 de junio de 2020

Tip...tip...

jueves 25 de junio de 2020

Tip...Tip...

miércoles 24 de junio de 2020

Tip...tip...

Cargar Más