imagotipo

Menor lesionado por una bala, resultó con la enfermedad PICA

  • Belem Hernández
  • en LOCAL

Al realizar maniobras de exploración para atender a un menor que ingreso al Hospital Materno Infantil por herida de bala, el cuerpo médico se percató que los intestinos del niño de tan solo 10 años se encontraban microperforados, debido a la calcificación de tierra que ingería.

El niño ingreso en las primeras horas del miércoles debido a una herida ocasionada por un proyectil de arma de fuego y durante la valoración observaron el abdomen abultado, lo cual causo sospechas.

La jefa de Pediatría del nosocomio, Georgina Piña Ruiz explicó que al ingresar el menor al  área de urgencias por los síntomas que presentaba se creía que eran a raíz de la herida, y al ingresar al quirófano para corregir los daños que causo la bala, observaron en el intestino múltiples perforaciones, esto debido a debido a la ingesta de tierra y algunas  piedras.

La especialista refiere que este padecimiento es una afección que se denomina PICA, esto se deriva de la falta de hierro y la presencia de algunos parásitos en el organismo, lo que genera la ansiedad por comer gis, pared, tierra y algunas piedras.

Indicó que esta condición es frecuente en los lugares aislados donde no se encuentran desparasitantes o centros de salud cercanos. De igual forma cuando existe parasitosis existe deficiencias de nutrientes y en el caso especial de este menor presentaba un cuadro severo de desnutrición.

Agregó Piña Ruiz que el niño, del cual se reservó el nombre y el lugar de su procedencia se encuentra estable, las microperforaciones fueron cerradas, de ahí que solo procede dar tratamiento para la parasitosis y limpiar el intestino.

Para finalizar la entrevista la doctora hizo énfasis que la calcificación que se presento en el intestino no es frecuente, en pacientes de PICA, ya que éste es un inusual.