/ domingo 23 de septiembre de 2018

Cuesta 700 mdp liquidar Luz y Fuerza del Centro

Las administraciones de Felipe Calderón y de Peña Nieto destinaron 80 mdp anuales para extinguirla

A los mexicanos les ha costado más de 722 millones de pesos los salarios del personal encargado de liquidar y administrar a Luz y Fuerza del Centro, una empresa del Estado desaparecida hace casi nueve años por el ex presidente de la República Felipe Calderón Hinojosa.

El organismo encargado de entregar las jubilaciones a los electricistas contaban con un personal de 161 trabajadores a principios del año, quienes cobrarán 80 millones de pesos en sueldos en 2018, según datos del SAE-Extinta Luz y Fuerza del Centro.

La información analizada por El Sol de México señala que en 2017 los liquidadores donde trabajaban los afiliados al Sindicato Mexicano de Electricistas ganaron 82 millones de pesos en 2017.

El pago destinados por el gobierno de Enrique Peña Nieto fue de unos 86 millones de pesos en 2016. En promedio, la administración de Peña Nieto y Calderón destinaron más de unos 80 millones de pesos anuales para este personal adscrito al Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE).

De acuerdo con la información del SAE, el personal que trabaja en la desaparecida empresa del estado se dedican a entregar las pensiones a los ex trabajadores, a recuperar los créditos hipotecarios, de nómina y de otro tipo con la banca comercial, así como a la entrega de los bienes inmuebles de la LyFC a sus nuevos dueños.

LA DESAPARICIÓN DE LUZ Y FUERZA

La madrugada del 11 de octubre de 2009, el presidente Felipe Calderón Hinojosa decretó extinción de Luz y Fuerza del Centro, así como conservó la personalidad jurídica exclusivamente para el proceso de liquidación que a septiembre de 2018 aún no acaba.

Calderón Hinojosa consideró entre las causas para desaparecer a la compañía de Luz sus constantes pérdidas por la venta de electricidad en México, así como los pasivos laborales, así como los elevados costos unitarios de la producción de energía eléctrica y la presión constante del Sindicato Mexicano de Electricistas.

Al día de la extinción de Luz y Fuerza del Centro tenía un pasivo laboral de 240 mil millones de pesos, de los cuales solamente 80 mil millones corresponden a trabajadores en activo y 160 mil millones al personal jubilado.

“La liquidación de Luz y Fuerza del Centro estará a cargo del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes, para lo cual tendrá las más amplias facultades para actos de administración, dominio y pleitos y cobranzas”, dijo Felipe Calderón.

Entre el trabajo realizado por los liquidadores del SAE-Extinta Luz y Fuerza del Centro está en cumplirles a los jubilados las cláusulas estipuladas en el Contrato Colectivo del Trabajo de 2009, como el pago de seguros y otras bonificaciones con la entrega de luz eléctrica gratis y la entrega de uniformes escolares.

También, se encargan de recuperar los muebles e inmuebles en manos del Sindicato Mexicano de Electricistas para entregarlos a sus nuevos dueños y enfrentar los juicios interpuestos por los sindicatos ante la Junta de Conciliación Arbitraje y las indemnizaciones a los pensionados que fallecieron antes y después de la liquidación de Luz y Fuerza del Centro.


A los mexicanos les ha costado más de 722 millones de pesos los salarios del personal encargado de liquidar y administrar a Luz y Fuerza del Centro, una empresa del Estado desaparecida hace casi nueve años por el ex presidente de la República Felipe Calderón Hinojosa.

El organismo encargado de entregar las jubilaciones a los electricistas contaban con un personal de 161 trabajadores a principios del año, quienes cobrarán 80 millones de pesos en sueldos en 2018, según datos del SAE-Extinta Luz y Fuerza del Centro.

La información analizada por El Sol de México señala que en 2017 los liquidadores donde trabajaban los afiliados al Sindicato Mexicano de Electricistas ganaron 82 millones de pesos en 2017.

El pago destinados por el gobierno de Enrique Peña Nieto fue de unos 86 millones de pesos en 2016. En promedio, la administración de Peña Nieto y Calderón destinaron más de unos 80 millones de pesos anuales para este personal adscrito al Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE).

De acuerdo con la información del SAE, el personal que trabaja en la desaparecida empresa del estado se dedican a entregar las pensiones a los ex trabajadores, a recuperar los créditos hipotecarios, de nómina y de otro tipo con la banca comercial, así como a la entrega de los bienes inmuebles de la LyFC a sus nuevos dueños.

LA DESAPARICIÓN DE LUZ Y FUERZA

La madrugada del 11 de octubre de 2009, el presidente Felipe Calderón Hinojosa decretó extinción de Luz y Fuerza del Centro, así como conservó la personalidad jurídica exclusivamente para el proceso de liquidación que a septiembre de 2018 aún no acaba.

Calderón Hinojosa consideró entre las causas para desaparecer a la compañía de Luz sus constantes pérdidas por la venta de electricidad en México, así como los pasivos laborales, así como los elevados costos unitarios de la producción de energía eléctrica y la presión constante del Sindicato Mexicano de Electricistas.

Al día de la extinción de Luz y Fuerza del Centro tenía un pasivo laboral de 240 mil millones de pesos, de los cuales solamente 80 mil millones corresponden a trabajadores en activo y 160 mil millones al personal jubilado.

“La liquidación de Luz y Fuerza del Centro estará a cargo del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes, para lo cual tendrá las más amplias facultades para actos de administración, dominio y pleitos y cobranzas”, dijo Felipe Calderón.

Entre el trabajo realizado por los liquidadores del SAE-Extinta Luz y Fuerza del Centro está en cumplirles a los jubilados las cláusulas estipuladas en el Contrato Colectivo del Trabajo de 2009, como el pago de seguros y otras bonificaciones con la entrega de luz eléctrica gratis y la entrega de uniformes escolares.

También, se encargan de recuperar los muebles e inmuebles en manos del Sindicato Mexicano de Electricistas para entregarlos a sus nuevos dueños y enfrentar los juicios interpuestos por los sindicatos ante la Junta de Conciliación Arbitraje y las indemnizaciones a los pensionados que fallecieron antes y después de la liquidación de Luz y Fuerza del Centro.


Local

Con 18 años representará al mesias

De niño soñaba con ser un soldado romano, nunca imagino que de adulto interpretaría a Cristo

Local

Uber inició operaciones en Durango

A pesar de que aún no existe una regulación, el servicio privado inició trabajos este miércoles

Municipios

Niños de Nogales y  Coneto de Comonfort, escenificaron el viacrucis

La parroquia San Miguel Arcángel y grupos parroquiales promovieron la representación

New Articles

¿Con barba o sin barba? Así es la increíble transformación de Jason Momoa

En un video se ve al también intérprete de Khal Drogo y Aquaman rasurarse poco a poco y despedirse de su abundante vello facial

Justicia

En una noche, rafaguean dos bares en Irapuato; hay al menos cinco heridos

El Unicornio y El Bigotes fueron los establecimientos afectados; no hay detenidos

Municipios

Heladas tardías y el tizón de fuego, amenazas para el cultivo del manzano en Canatlán.

Las heladas se han registrado en los últimos días  si afectaron al cultivo

Municipios

Niños de Nogales y  Coneto de Comonfort, escenificaron el viacrucis

La parroquia San Miguel Arcángel y grupos parroquiales promovieron la representación