/ lunes 10 de febrero de 2020

Bukele irrumpe con militares en Congreso

A primeras horas de ayer un fuerte dispositivo de seguridad, integrado por militares y policías, fue desplegado en la sede de la Asamblea Legislativa

SAN SALVADOR. Escoltado por militares con rifles de asalto y por agentes de la Policía Nacional Civil (PNC), el presidente de El Salvador, Nayib Bukele, irrumpió en el Congreso salvadoreño para exigir a los diputados la aprobación de un polémico préstamo para financiar un plan de seguridad contra las pandillas, llamando, incluso, a la insurrección popular.

A primeras horas de ayer un fuerte dispositivo de seguridad, integrado por militares y policías, fue desplegado en la sede de la Asamblea Legislativa a donde llegaron miles de personas coreando "¡Insurrección, insurrección, insurrección!".

Bukele inició una sesión extraordinaria sobre un préstamo para financiar la tercera fase del Plan Control Territorial, lanzado el año pasado, pero la asamblea no fue posible por la falta de quórum, ya que sólo se presentaron 20 diputados de los 84 que componen el Parlamento.

Bukele ofreció una oración desde el asiento del presidente del Congreso, Mario Ponce -que no acudió a la convocatoria-, y luego salió del salón ante la imposibilidad de establecer la sesión, para luego dirigirse a una multitud que lo esperaba en una de las entradas del Parlamento.

"Los diputados... son los que desobedecen un mandato del Consejo de Ministros, ellos no son la Sala de lo Constitucional (de la Corte Suprema de Justicia) para interpretar la Carta Magna", dijo el gobernante ante la sede del Congreso.

El presidente subrayó que si hoy los diputados, convocados a sesión plenaria, "no aprueban el préstamo el Consejo de Ministros los va a volver a citar y si aún así no lo aprueban, el pueblo deberá poner en práctica el artículo 87 de la Constitución".

Dicho artículo "reconoce el derecho del pueblo a la insurrección", para "restablecer el orden constitucional alterado por la transgresión de las normas relativas a la forma de gobierno o al sistema político establecidos, o por violaciones a los derechos consagrados en la Constitución".

El secretario general del opositor Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), Óscar Ortiz, acusó a Bukele de fomentar un golpe de Estado y dijo que traería "graves daños colaterales".

SAN SALVADOR. Escoltado por militares con rifles de asalto y por agentes de la Policía Nacional Civil (PNC), el presidente de El Salvador, Nayib Bukele, irrumpió en el Congreso salvadoreño para exigir a los diputados la aprobación de un polémico préstamo para financiar un plan de seguridad contra las pandillas, llamando, incluso, a la insurrección popular.

A primeras horas de ayer un fuerte dispositivo de seguridad, integrado por militares y policías, fue desplegado en la sede de la Asamblea Legislativa a donde llegaron miles de personas coreando "¡Insurrección, insurrección, insurrección!".

Bukele inició una sesión extraordinaria sobre un préstamo para financiar la tercera fase del Plan Control Territorial, lanzado el año pasado, pero la asamblea no fue posible por la falta de quórum, ya que sólo se presentaron 20 diputados de los 84 que componen el Parlamento.

Bukele ofreció una oración desde el asiento del presidente del Congreso, Mario Ponce -que no acudió a la convocatoria-, y luego salió del salón ante la imposibilidad de establecer la sesión, para luego dirigirse a una multitud que lo esperaba en una de las entradas del Parlamento.

"Los diputados... son los que desobedecen un mandato del Consejo de Ministros, ellos no son la Sala de lo Constitucional (de la Corte Suprema de Justicia) para interpretar la Carta Magna", dijo el gobernante ante la sede del Congreso.

El presidente subrayó que si hoy los diputados, convocados a sesión plenaria, "no aprueban el préstamo el Consejo de Ministros los va a volver a citar y si aún así no lo aprueban, el pueblo deberá poner en práctica el artículo 87 de la Constitución".

Dicho artículo "reconoce el derecho del pueblo a la insurrección", para "restablecer el orden constitucional alterado por la transgresión de las normas relativas a la forma de gobierno o al sistema político establecidos, o por violaciones a los derechos consagrados en la Constitución".

El secretario general del opositor Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), Óscar Ortiz, acusó a Bukele de fomentar un golpe de Estado y dijo que traería "graves daños colaterales".

Deportes

Abren gimnasios de Durango

Algunos abrieron sus puertas con las medidas de sanidad que indican las autoridades de Protección Civil, otros trabajan para brindar al usuario un espacio de sanidad para la práctica

Local

Siguen abiertas investigaciones contra exfuncionarios estatales

Explicó que hay órdenes de aprehensión que no han podido ser ejecutadas, porque los actores han utilizado el recurso del juicio de amparo

Local

Cierran comercios afiliados a Canacope

Al menos 20 de estos locales comerciales cerraron de manera definitiva, debido a las nulas ventas y la cantidad de pagos que debían realizar

Doble Vía

Platanomelón promueve cultura sexual con juguetes y libros

La difusión de la sexualidad en México es insuficiente.Platanomelón apuesta a estos productos para difundirla

Sociedad

Hasta 120% crece el dengue en último mes

En cuatro semanas los casos pasaron de 3 mil 674 afectados a 4 mil 969 personas enfermas

Justicia

Si colabora con FGR, Emilio Lozoya alcanzaría la libertad

En cuanto el exdirector de Pemex baje del avión procedente de España, quedará formalmente detenido

Sociedad

Agota la 4T a las Fuerzas Armadas

Los marinos y soldados del país están agotados por la sobrecarga de trabajo que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador

Finanzas

Mexicanos tienen fiebre de Bitcoin

El país ocupa el sexto lugar en frecuencia de uso las critptomonedas. Supera a EU, Reino Unido y Japón

Sociedad

Los LeBarón, entre falta de apoyo y tragedias

Hechos de violencia y confrontaciones ha padecido la familia en su comunidad instalada en este estado