/ miércoles 4 de diciembre de 2019

Usa el tiempo de manera eficaz

Todos en algún momento nos hemos sentido desbordados, con mil cosas por hacer y sin saber cómo vamos a poder llegar a todo. Cuando esto pasa, echar más y más horas al estudio o al trabajo no suele ser la mejor solución.

“El tiempo es oro”, es un dicho común que ha prevalecido por años, pero cuyo significado va más allá, pues en cuatro palabras, plasma la importancia de aprovechar cada minuto para crecer y tener éxito, sobre todo para las empresas que si no saben usarlo a su favor, pueden perder todo en cuestión de segundos.

El gran inconveniente del tiempo es que no se puede evitar, retrasar o extender, pero lo que sí es posible es controlarlo a favor de los intereses personales. Si una empresa quiere lograr el éxito, debe incluir en su estrategia y cultura, una buena gestión del tiempo.

El tiempo es el mismo para todos, muchas veces decimos: “no nos alcanza el tiempo para realizar nuestras actividades, necesitamos más tiempo”, pero lo importante es saber aprovecharlo de forma eficaz para ayudar a la organización y tener mejores resultados.

El tráfico, interrupción de llamadas, juntas y trámites excesivos son ladrones del tiempo, lo importante es aprender a lidiar con ellos y administrarlos eficazmente.

Aprovechar el tiempo puede marcar la diferencia entre ser una persona exitosa, y ser una persona que vive basada en límites y nunca llega a ningún lado, lo mismo sucede con las empresas.

Algunas prácticas, como postergar actividades y/o tareas, asumir problemas de sus subordinados directos y pasar frecuentemente de una tarea a otra, consumen mucho tiempo valioso que podría emplear de mejor manera en otras actividades. Al identificar y evitar estas acciones que le hacen perder tiempo, tendrá más posibilidades de evitarlas o reemplazarlas por mejores prácticas.

Por ello, es importante que todos, tanto directivos como colaboradores, aprendan buenas técnicas de gestión de tiempo y éstas se incluyan dentro de la cultura empresarial, de esta manera tendrán un mejor ambiente, mayor bienestar y sentido de pertenencia.

Lo primero que la empresa necesita para fomentar una buena gestión de tiempo entre sus colaboradores, es tener claros los objetivos de la organización y comenzar a difundirlos y además, se debe crear una metodología formal y dar capacitaciones, ya sea a través de cursos, libros o actividades de equipo.

La principal causa de fallas de los empleados o de bajos niveles de competitividad es no saber cómo administrar su tiempo. Hay que aprender a diferenciar las cosas importantes de las urgentes, porque no todo tiene la misma urgencia de ser atendido.

Lo importante es lo que la persona establece como prioridad, mientras que lo urgente son las necesidades de otros, que se transmiten a los empleados por presión y que se considera lo primordial, aunque no sea así.

Hay que distinguir lo que se quiere hacer y asignarlo en cuatro grupos: lo importante y lo urgente, lo importante pero no urgente, lo no importante pero sí urgente y lo que no es importante ni urgente. Enfócate siempre en el segundo grupo porque esto te permitirá avanzar de forma constante en tu vida profesional y personal.

Entre las prioridades personales se debe incluir el descanso, donde se asigne tiempo de calidad para convivir con amigos y familiares, se realicen actividades de esparcimiento y se tenga una buena calidad de descanso. Al final del día, el trabajo no es lo más importante.

También se debe evitar caer en la “carrera del roedor” donde todo el tiempo se está corriendo porque se cree que así se hace eficiente el tiempo y es necesario para la empresa, cuando lo que realmente provoca es desgaste, estrés, trabajo con menor calidad y estancamiento porque no se está yendo a ninguna parte.

Otro comportamiento a eliminar, es decir a todo que sí, ya que no todo lo que se solicita en la empresa ayudará al crecimiento, sino que incluso puede retrasar otros procesos importantes.

Podemos aprender a aprovechar el tiempo de manera eficiente y utilizarlo a nuestro favor, eso nos dará una mejor organización en todos los ámbitos de nuestra vida; y así podemos vivir mejor organizados y plenamente.

Todos en algún momento nos hemos sentido desbordados, con mil cosas por hacer y sin saber cómo vamos a poder llegar a todo. Cuando esto pasa, echar más y más horas al estudio o al trabajo no suele ser la mejor solución.

“El tiempo es oro”, es un dicho común que ha prevalecido por años, pero cuyo significado va más allá, pues en cuatro palabras, plasma la importancia de aprovechar cada minuto para crecer y tener éxito, sobre todo para las empresas que si no saben usarlo a su favor, pueden perder todo en cuestión de segundos.

El gran inconveniente del tiempo es que no se puede evitar, retrasar o extender, pero lo que sí es posible es controlarlo a favor de los intereses personales. Si una empresa quiere lograr el éxito, debe incluir en su estrategia y cultura, una buena gestión del tiempo.

El tiempo es el mismo para todos, muchas veces decimos: “no nos alcanza el tiempo para realizar nuestras actividades, necesitamos más tiempo”, pero lo importante es saber aprovecharlo de forma eficaz para ayudar a la organización y tener mejores resultados.

El tráfico, interrupción de llamadas, juntas y trámites excesivos son ladrones del tiempo, lo importante es aprender a lidiar con ellos y administrarlos eficazmente.

Aprovechar el tiempo puede marcar la diferencia entre ser una persona exitosa, y ser una persona que vive basada en límites y nunca llega a ningún lado, lo mismo sucede con las empresas.

Algunas prácticas, como postergar actividades y/o tareas, asumir problemas de sus subordinados directos y pasar frecuentemente de una tarea a otra, consumen mucho tiempo valioso que podría emplear de mejor manera en otras actividades. Al identificar y evitar estas acciones que le hacen perder tiempo, tendrá más posibilidades de evitarlas o reemplazarlas por mejores prácticas.

Por ello, es importante que todos, tanto directivos como colaboradores, aprendan buenas técnicas de gestión de tiempo y éstas se incluyan dentro de la cultura empresarial, de esta manera tendrán un mejor ambiente, mayor bienestar y sentido de pertenencia.

Lo primero que la empresa necesita para fomentar una buena gestión de tiempo entre sus colaboradores, es tener claros los objetivos de la organización y comenzar a difundirlos y además, se debe crear una metodología formal y dar capacitaciones, ya sea a través de cursos, libros o actividades de equipo.

La principal causa de fallas de los empleados o de bajos niveles de competitividad es no saber cómo administrar su tiempo. Hay que aprender a diferenciar las cosas importantes de las urgentes, porque no todo tiene la misma urgencia de ser atendido.

Lo importante es lo que la persona establece como prioridad, mientras que lo urgente son las necesidades de otros, que se transmiten a los empleados por presión y que se considera lo primordial, aunque no sea así.

Hay que distinguir lo que se quiere hacer y asignarlo en cuatro grupos: lo importante y lo urgente, lo importante pero no urgente, lo no importante pero sí urgente y lo que no es importante ni urgente. Enfócate siempre en el segundo grupo porque esto te permitirá avanzar de forma constante en tu vida profesional y personal.

Entre las prioridades personales se debe incluir el descanso, donde se asigne tiempo de calidad para convivir con amigos y familiares, se realicen actividades de esparcimiento y se tenga una buena calidad de descanso. Al final del día, el trabajo no es lo más importante.

También se debe evitar caer en la “carrera del roedor” donde todo el tiempo se está corriendo porque se cree que así se hace eficiente el tiempo y es necesario para la empresa, cuando lo que realmente provoca es desgaste, estrés, trabajo con menor calidad y estancamiento porque no se está yendo a ninguna parte.

Otro comportamiento a eliminar, es decir a todo que sí, ya que no todo lo que se solicita en la empresa ayudará al crecimiento, sino que incluso puede retrasar otros procesos importantes.

Podemos aprender a aprovechar el tiempo de manera eficiente y utilizarlo a nuestro favor, eso nos dará una mejor organización en todos los ámbitos de nuestra vida; y así podemos vivir mejor organizados y plenamente.

miércoles 04 de diciembre de 2019

Usa el tiempo de manera eficaz

miércoles 27 de noviembre de 2019

La flexibilidad, futuro del empleo

miércoles 20 de noviembre de 2019

Derecho a la lectura

miércoles 13 de noviembre de 2019

Nueva tecnología contra males cardiovasculares

miércoles 06 de noviembre de 2019

Carlota y sus 60 años de soledad

miércoles 30 de octubre de 2019

Evite fraude al adquirir un bien inmueble

miércoles 23 de octubre de 2019

La seguridad jurídica en el derecho notarial

miércoles 09 de octubre de 2019

Sociedades de un solo dueño

miércoles 02 de octubre de 2019

La deontología

Cargar Más